“La libertad de prensa y la verdad en Grecia están siendo procesadas”

O Brasil tem sua lista de traficantes de moedas. Basta pesquisar no noticiário das operações da Polícia Federal. Operações que terminam em pizza. Tanto que o STF acaba de inocentar um marqueteiro político que recebeu dinheiro do PT, no exterior, por serviços prestados no Brasil: a campanha de Lula a presidente.

O jornalista que denunciar os milionários sonegadores do Brasil também será preso. Diferente de Kostas Vaxevanis jamais seria consagrado um herói nacional. Seria, sim, considerado um renegado pela grande imprensa. O precedente da prisão de Ricardo Antunes é bem exemplar. Não importa se chantageou. As denúncias que fez precisam ser investigadas já!  Tem Ricardo Antunes uma notícia de um milhão de dólares.

El periodista Kostas Vaxevanis a su llegada a la Fisalía de Atenas. Reuters. A prisão de Ricardo Antunes foi secreta
El periodista Kostas Vaxevanis a su llegada a la Fisalía de Atenas. Reuters. A prisão de Ricardo Antunes foi secreta

Kostas Vaxevanis, el periodista que publicó este sábado en la revista Hot Doc la lista con los datos de 2.059 ciudadanos griegos que tienen presuntamente cuentas bancarias en Suiza, dondre habrían estado evadiendo impuestos, declaró esta mañana ante la Fiscalía de Atenas, que pretende imputarle un delito de violación de la privacidad.

A su salida del Tribunal, Vaxevanis, que para muchos griegos se ha convertido en una especie de héroe nacional, dijo que “sólo cumplía con mi trabajo en el nombre del interés general. Periodismo es revelar la verdad cuando el resto del mundo está intentando ocultarla“. Vaxenavis, que es redactor jefe de Hot Doc, fue detenido el domingo y la pena que podría esperarle ronda los dos años de prisión.

La lista publicada por la revista es la conocida como ‘lista Lagarde’, una base de datos que en 2010, la entonces ministra francesa de Finanzas, Christine Lagarde, entregó a las autoridades griegas para perseguir a las personas con capitales evadidos en Suiza. Los nombres formaban parte de las listas que entregó a las autoridades de Francia el exinformático del HSBC en Ginebra, Hervé Falciani, hoy detenido en España y pendiente de su extradición. Leia mais 

Solo en España se han “descubierto” 659 evasiones de capital por valor de más de 6.000 millones de euros

por Federico Mayor Saragoza

¿Entregar a Julian Assange y a Hervé Falciani?

Julian Assange, fundador de WikiLeaks supone, sospecha, presiente… que los Estados Unidos actuarían en cuanto saliera de la embajada de Ecuador en Londres.  Bastaría con que Estados Unidos manifestara oficialmente que no solicitará su extradición ni lo juzgará.  De hecho, la portavoz de la diplomacia estadounidense declaró el día 16 de este mes que los “Estados Unidos no tenían intención alguna de intervenir”.  Pero el presidente del Comité de Seguridad Nacional de la Cámara de Representantes, republicano de hondo calado, ha pedido a la Casa Blanca que interponga una demanda.  Por tanto, parece prudente esperar a que termine el “consejo de guerra” que va a tener próximamente contra el soldado Bradley Manning.

Por cuanto antecede, considero fuera de lugar que el importante periódico The Washington Post del 21 de agosto sugiera que  Estados Unidos podría adoptar decisiones que afectarían económicamente al Ecuador (buena parte de las grandes compañías de Ecuador -primer país bananero y camaronero del mundo- son estadounidenses).

Lo que sucede es que la época en que los grandes países más poderosos decidían quién era culpable y quién no lo era, y podían cambiar impunemente gobiernos democráticos por juntas militares… ha terminado.  Ahora todos los Estados irán teniendo el mismo “derecho al derecho”… y ya no se dejarán manejar por unos cuantos consorcios multinacionales.  Una vez más -no me canso de repetirlo- lo que se requiere con urgencia es unas Naciones Unidas con gran autoridad, dotadas de los medios personales, financieros y técnicos necesarios.

Juzgar por el PIB a los países empobrecidos por la codicia de los más prósperos que, además, han pretendido (G7, G8, G20) gobernar “globalmente” es un gravísimo error, basado en anacrónicas formas de análisis.

Baltasar Garzón tiene el prestigio necesario para encauzar apropiadamente este tema.  Ante precedentes bien conocidos, pero pertenecientes a otros tiempos (Cardenal Mindszety, como ejemplo), lo mejor sería abordar esta cuestión como estoy seguro lo haría el presidente Obama… si no tuviera el inverosímil acoso de unos republicanos tan imbuidos de su grandeza que no aceptan ninguna solución proveniente del multilateralismo o de la simple igualdad de todos ante la ley.

Y, hablando de “filtraciones”, ¿qué sucederá con Hervé Falciani, informático franco-italiano, cuyas informaciones sobre depósitos en el Banco helvético HSBC, en el que trabajó, han permitido conocer -¡qué vergüenza!- a miles de evasores fiscales, ciudadanos insolidarios, que con sus tapujos están contribuyendo a la crisis sistémica actual?  Solo en España se han “descubierto” 659 evasiones de capital por valor de más de 6.000 millones de euros.  Son más numerosas las puestas de manifiesto en Francia, Italia, Estados Unidos, Reino Unido…  Falciani entregó a la justicia francesa los datos a los que había podido acceder.

A su llegada a Barcelona, el 1 de junio fue detenido en virtud de la orden de busca y captura solicitada por el Gobierno suizo a la UE.  Corresponde ahora a la Audiencia Nacional decidir. ¿Puede llevarse ante la justicia helvética a quien ha permitido, sin lucro personal, descubrir a tantos defraudadores? La legislación española no contempla la revelación de secretos bancarios como acto delictivo.  A quien deberían llevar ante la justicia inmediatamente es a todos los paraísos fiscales y a los países que los acogen.